Probamos el Slingbox 350

slingbox-350-front-lg

Actualmente sola idea de tener de sentarse a ver un programa de TV a una hora específica para no perdérselo empieza a sonar antigua, un poco quizás a la época en que las películas sólo se podían ver en el cine o cuando pasaban en la TV. Nuestros lectores de más de 40 años sabrán a lo que nos referimos.

Nos encontramos en un momento de cambio radical en los medios, donde ya no es el espectador quien va al contenido, sino el contenido llega hasta donde el espectador esté. Ya sea a través de servicios de video bajo demanda o en vivo vía Internet, la gente sabe que donde vaya podrá ver lo que más le agrada.

Sin embargo las opciones antes citadas tienen desventajas, se trata de servicios que depende de la infraestructura, programación y disponibilidad de una empresa, sin contar que se cobran por separado al servicio normal de TV de paga. Es aquí donde Slingbox hace la diferencia.

 

Exalli.com probó el primer modelo que Slingbox trae a México, el Slingbox 350. Esta pequeña caja tiene una finalidad muy simple: transmite vía internet todo el video que llega desde el decodificador de cable o TV satelital y el televisor. Así de simple, si en casa el decodificador está sintonizando un partido de futbol, el mismo se podrá ver desde cualquier PC, Tablet o teléfono celular siempre y cuando tengan conexión a Internet.

Instalación

Luego de sacarlo de la caja, el proceso es realmente sencillo, de hecho, es tan fácil como conectar un reproductor DVD.

Lo primero es conectar la fuente de video usando los RCA (audio estéreo y video compuesto o por componentes) al Slingbox 350 y el mismo proceso de éste a la TV.

Acto seguido hay que conectar el Slingbox 350 a la red doméstica (usualmente al módem/router proporcionado por la compañía telefónica) usando un cable Ethernet.

En seguida se debe conectar el transmisor infrarrojo (en forma de pirámide) y colocarse en algún lugar frente al equipo fuente de video (DVD, BluRay Disc, decodificador de TV, etc.)

Finalmente, hay que conectar y encender el Slingbox 350.

slingbo3501 

Configuración

El proceso de configuración se debe realizar vía Internet desde una computadora conectada a la misma red que el Slingbox 350. Este paso es sencillo, de más sencillo de lo que creíamos, ya que el usuario no tiene que lidiar con direcciones IP, puertos, firewalls ni nada por el estilo. Durante este proceso es detectado el equipo y se indica al usuario que indique el tipo de aparato que se controlará para configurar el control remoto virtual. Esta es quizás la parte más complicada pues no siempre el usuario conoce la marca y modelo de su equipo de cable o satélite. En este punto quizás sea necesaria una llamada a soporte aunque constantemente el equipo de Slingbox México está actualizando la base de datos de controles remotos, así que quizás para cuando leas esto tu equipo ya esté correctamente listado.

 

La experiencia

Como explicamos arriba la instalación es simple y no representa grandes dificultades, sin embargo notamos un pequeño detalle. Debido a que el Slingbox 350 de conectarse vía Ethernet al ruteador doméstico ello implica que el usuario tenga un cable de red suficientemente largo en caso de que su módem no se encuentre razonablemente cerca del decodificador de TV. Esto podría ser la minoría de los casos ya que mucha gente concentra en la sala los equipos de video y cómputo, pero en el caso de que no sea así, el usuario requerirá, invariablemente un cable largo que no está incluido con el Slingbox 350.

Una vez que todo quedó dispuesto: Slingbox conectada y configuración online hecha, todo es cuesta abajo.

Para la tele basta ingresar a www.slingbox.com.mx, hace clic en “MIRAR” y esperar unos segundos mientras se realiza la conexión. En unos instantes es posible ver exactamente lo mismo que el televisor vería. Cabe señalar que no es necesario que la TV esté encendida, es más, ni siquiera es necesario que el decodificador lo esté, ya que se puede encender remotamente usando el control remoto virtual, de este modo no importa en qué parte del mundo se conecte el usuario, podrá ver su TV como si estuviera en su sala.

Al usar el control remoto en pantalla notamos que hay un retraso de entre dos y tres segundos desde que se acciona algún botón hasta que se ve el resultado en pantalla, no obstante eso  no demerita la experiencia en ningún sentido.

slingboxpc

La calidad del video es bastante buena y, gracias a que cuenta con conexiones para video por componentes, puede manejear señales de alta definición; aunque es necesaria señalar que el Slingbox 350 no tiene conexión HDMI. En este sentido, hay que aclarar que al ver una señal de TV de definición estándar a pantalla completa en un monitor de PC (que normalmente alcanza resoluciones superiores a las de la TV análoga) resulta en una imagen menos definida de lo que se vería en un televisor; pero de nuevo, ello no demerita la experiencia notablemente.

Otro punto a destacar es que cuando el tráfico de Internet de la red doméstica es muy intenso, el sistema  de Slingbox calculará la calidad adecuada para evitar que haya retrasos de audio y video o que la imagen se congele. De modo que si el usuario se conecta en una red muy lenta (Ej. Un hotspot público) verá una imagen de menor calidad pero con audio y video fluidos, lo cual es preferible a una imagen nítida que se congela cada pocos segundos.  

En resumen, Slingbox 350 es un sistema perfecto para quienes por cualquier motivo deben ausentarse de casa pero no desean privarse de su programación favorita (misma que pagan, la vena o no). Asimismo es una forma perfecta de extender la señal de TV a otras partes de la casa donde resulta difícil tener un televisor todo el tiempo, como el jardín, el patio, la cocina o el baño (usando un smartphone o una tableta).

Pros

  • No es un servicio por suscripción, por lo cual el usuario puede utilizar su Slingbox por tiempo indefinido y en cualquier lugar (limitado a una conexión remota a la vez).
  • Es muy fácil de instalar y configurar ya que no requiere conocimientos de redes.
  • Se pude tener acceso desde prácticamente cualquier dispositivo conectado Windows, Linux, MacOS, Android e iOS que esté conectado a Internet.

Contras

  • No incluye conexión HDMI
  • No incluye un cable Ethernet largo que podría ser necesario en algunos casos

 

Deja un comentario